Artículos

SEXO Y AMOR


Sexo con amor


La pareja que se va a casar está tratando de vivir una “comunión conyugal”, la cual hunde sus raíces en el complemento natural que existe entre el hombre y la mujer. Esta comunión se alimenta a través de la voluntad personal de los esposos de compartir todo su proyecto de vida, lo que tienen y lo que son. Por esta razón, la comunión es el fruto y el signo de una exigencia profundamente humana.


Por otro lado, el conflicto entre la instintividad y la racionalidad hace que resulte frágil la permanencia del amor en la fidelidad. Aquí lo que puede ayudar es el valor de la persona humana, a pesar de estar inmersa en los cambios, debe salvaguardar.


A la fidelidad, se le puede considerar como un bien en un contexto dinámico, en el cual los obstáculos que se le oponen son a menudo imprevisibles, pero que una vez superados, enriquecen de continuo a la persona.


Las motivaciones que estimulan a los esposos a no faltar a sus promesas, tienen sus raíces en la estructura misma del amor. No se trata de un egoísmo entre dos, sino que está llena de generosidad, ya que requiere que los dos limiten las exigencias del deseo, superen los malentendidos y conflictos producidos por un instinto vital y se pongan al servicio de la vida, espiritualizando lo carnal y encarnando lo espiritual. Es, en otras palabras, aprender a dar y recibir como pareja.


Mediante el amor y la fidelidad mutua de los esposos, la sexualidad queda orientada al amor personal y a la entrega. Tanto el hombre como la mujer, a través de este amor, darán testimonio de que no se consideran únicamente como un ser sexual, sino que serán valorados como compañeros. La auténtica libertad supone la capacidad de tomar decisiones definitivas, superando las veleidades del momento. De aquí, que al hacer el compromiso de casarse y vivir en fidelidad, estarían haciendo un acto de verdadera libertad responsable.


Sabemos, asimismo, que el amor necesita duración, porque solo así tendrá la oportunidad de desarrollarse debidamente. El matrimonio esta enfocado a formar una familia. Cada etapa de la vida de pareja y familia presenta problemas muy particulares. Al principio, se habla de formar una pareja. Con la llegada de los hijos, se empieza a transformar la relación. Cada edad de los hijos presenta problemas peculiares: niños, adolescentes, jóvenes, adultos, cuando los hijos salen del hogar y la pareja empieza a quedarse sola, la etapa de la jubilación…. Todo esto hay que prepararlo desde el inicio, aprendiendo a amarse mutuamente.


El impulso sexual humano difiere del animal, -éste se encuentra basado en comportamientos instintivos, dictados por la naturaleza. En el hombre esta subordinado a la voluntad y, en consecuencia, sometido al dinamismo especifico de la libertad. Por el acto de amor, la tendencia sexual trasciende el determinismo del orden biológico. Por esta razón sus manifestaciones en el ser humano se deben juzgar en el plano del amor. Los actos que de ello se derivan, son objeto de responsabilidad, ya que el impulso sexual no nos determina enteramente, sino que deja un campo de acción a la libertad del hombre.


Sexo sin amor


Estamos viviendo en una época en la que el placer está demasiado sobrevalorado. Tiende a armonizar el yo con el cuerpo. En su disfrute es toda la persona la que tiene la impresión de escapar a las dimensiones limitadas del espacio y del tiempo para vivir un instante de plenitud, raramente igualado. En la medida en que la experiencia del placer se realiza con otro a quien desea igualmente hacer feliz, cada uno experimenta en el vivir con el otro, una fusión, que es al mismo tiempo profunda y fugaz, fuente de plenitud felicidad. De allí, que la experiencia del placer sea importante para reforzar la calidad de vida de la pareja.


Sin embargo, con frecuencia se confunde el placer con la felicidad y con el amor. Desafortunadamente, en muchas relaciones lo que se cree amor es simplemente atractivo y placer. El ansia excesiva de placer corre el riesgo de convertirse en un gozo narcisista y, por tanto, egoísta.

Buscarlo una y otra vez por sí mismo, corre el riesgo –como sucede en la drogadicción- de correr el riesgo de quedar siempre insaciable, que a fin de cuentas lleva a la frustración. En realidad, se puede decir que el placer no es un fin en sí mismo, sino que nace de la calidad de una relación. Cuando se busca excesivamente en sí mismo, convierte al otro en un medio. Es falso, por tanto, afirmar que el placer orgásmico es la máxima expresión posible de la sexualidad. Cuando dos seres se aman, no es sólo la fuerza del placer la que los lleva a unirse.


En no pocas ocasiones las personas llegan al matrimonio con una educación perturbada, respecto al sexo. No están preparadas para un comportamiento sexual equilibrado, independiente y adulto. Hay una serie de confusiones basadas en una “protección” de los valores familiares. Tienen ideas erróneas, producto de la ignorancia de los mecanismos sexuales, de la relación entre sexualidad y amor. No distinguen entre un sano pudor y un falso pudor, entre culpa sana y culpa neurótica…. Estas actitudes provocan una reacción de rechazo al sexo, en ocasiones no aceptada conscientemente, pero que actúa inconscientemente. Esta repugnancia puede engendrar la “frigidez” en la mujer, y la “impotencia secundaria” en el hombre.


La pareja (y más en concreto la mujer) puede refugiarse en un “angelismo”. Aparentemente es una virtud, pero en realidad es una falsa sublimación, que oculta una sexualidad patológica. Siempre que pueda, evitarán la relación sexual. Sin embargo, lo más grave es que ese angelismo tiene una buena dosis de orgullo que los vuelve incapaces de amar. Desgraciadamente están condenados a la infelicidad, por sus prejuicios jansenistas y puritanos, al estilo de los que encontró Freud entre sus pacientes. Son buenos candidatos a la virginidad, pero no para el matrimonio.


Por otro lado se puede dar otra de las herejías tradicionales, el maniquismo, que lleva al desprecio del sexo. Las realidades sexuales se suelen considerar vergonzosas, producto de una educación sexual deformada y culpabilizante. Con mucha frecuencia, en generaciones anteriores, la familia llegaba sin una sana información sexual. Se confundía ésta con la pornografía. En los jóvenes a veces la información viene de personas poco aptas para explicar el tema, por ejemplo los compañeros. Existen muchos mitos acerca de la virilidad, masturbación…que nos llevan a un narcisismo egolátrico, que perdura a través de los años. Existen ciertas consecuencias como lo mencionan los estudios de Kinsey, que las tres cuartas partes de los sujetos masculinos sufren de eyaculación precoz, esto es que dentro de los dos minutos que siguen a la penetración, eyaculan.


Se debe buscar un dialogo sexual-genital en el que la pareja busque mantener alimentar su amor. Un matrimonio no puede vivir su vida sexual de cualquier forma. Existen ciertos imperativos que alientan la convergencia del uno hacia el otro.


     Autor: Ernesto J. Rage Atala.


Subir

 

 

Adolescentes en búsqueda de significado | La vida de Carl Gustav Jung | La obra de Jung | Biografía de James Hillman | La realidad psíquica de James Hillman | Fantasías amorosas y parejas divinas | Cerebro izquierdo y cerebro derecho | Pan, Dios-Cabra | Pan, Dios-Cabra Segunda Parte | Como tratar los sentimientos del niño | El milagro de la cuerda | Anorexia Precoz | Los hijos de madres solteras | La herencia familiar | Las reglas familiares | El desarrollo cognoscitivo de la adolescencia | Historias de Amor-Profesor-Estudiante| Sexo y Amor | Las ideas psicológicas| Historias de Amor-Sacrificio | Historias de Amor-Poder | Historias de Amor-Policiaca | Historias de Amor-Pornográfica | Sobre el amor | Historias de Amor-Terror | Historias de Amor-Historias de Ciencia Ficción | Destino y Mito| Historias de Amor-Colección| Historias de Arte| Historias de Casa y Hogar| Historias de Juego| Historias de Recuperación| Historia Religiosa| Historia Viajera| Autoridad en Fuga| La Carta que Falta| La Incertidumbre del Amor no Correspondido| Historias de Amor-Historia de Coser y Tejer| Historia del Jardín| Los Celos y la Envidia| Inflación del Yo y la Buena Conciencia| La Vida del Espíritu en las Mujeres| Lilith| El Creador y su Sombra| Arquetipos de Desarrollo
Inicio | Presentación | Terapia | Cursos | Artículos | Imágenes | Comentarios
NOVEDADES
spacio  
CURSO INTELIGENCIA EMOCIONAL
Actualización: Febrero 2, 2015 © Derechos Reservados Diseñado por Violeta Varela V